junio 24, 2024

me3mobile

Noticias de actualidad

Dolores articulares provocados por el tratamiento con inhibidores de la aromatasa en el cáncer de mama

2 min read

Las mujeres que superan el cáncer de mama se someten a un tratamiento posterior con inhibidores de la aromatasa para disminuir el riesgo de reaparición. Este post tratamiento puede producir algún efecto secundario como la aparición de dolores en las articulaciones.

Es posible mitigar estas dolencias mediante productos como OLIMINA3, un complemento alimenticio elaborado por la empresa Phytogen Medical Foods que ayuda a reducir la inflamación de las articulaciones y contribuye a aliviar las molestias.

Por qué las mujeres que superan el cáncer de mama deben someterse a un tratamiento con inhibidores de la aromatasa

Una vez que las pacientes diagnosticadas con cáncer de mama superan la cirugía, deben iniciar un tratamiento con inhibidores de la aromatasa para evitar que la enfermedad vuelva a aparecer. Estos medicamentos de terapia hormonal ayudan a reducir la concentración de estrógeno en el cuerpo y a bloquear la acción del estrógeno en las células del cáncer de mama.

Si bien los inhibidores de la aromatasa suelen ser necesarios para contrarrestar la recurrencia del cáncer de mama, tienen efectos secundarios que provocan un malestar general en las articulaciones, pudiendo además generar problemas cardíacos y también cuadros de osteoporosis o fracturas severas.

Con la incorporación de OLIMINA3, el complemento alimenticio de Phytogen Medical Foods, estas dolencias se pueden disminuir de manera efectiva y segura. La OLIMINA3 es un compuesto que contiene polifenoles de aceite de oliva extra virgen, curcumina y ácidos grasos Omega3. A través de este producto 100 % natural y fórmula patentada, las mujeres tienen la oportunidad de aliviar las molestias articulares y poder mantener una actividad normal.

¿Cómo funciona la OLIMINA3 y en qué momento del día se debe ingerir?

OLIMINA3 funciona debido a la sinergia de sus ingredientes, todos ellos presentes en la dieta mediterránea, que en su cantidad exacta contribuyen a reducir los indicadores de inflamación PCR y, en consecuencia, aliviar las molestias articulares.

Los polifenoles del aceite de oliva extra virgen de la OLIMINA3 sirven para proteger los lípidos de la sangre ante el avance del daño oxidativo, mientras que los ácidos eicosapentaenoico (EPA) y docosahexaenoico (DHA) se encargan de mejorar el funcionamiento del corazón. Junto con la curcumina, conocida tradicionalmente por su efecto antiinflamatorio, permiten reducir en un 40 % los dolores que provocan los inhibidores de la aromatasa en mujeres sometidas a estos tratamientos.

En cuanto al momento del día que se debe ingerir la OLIMINA3, los especialistas recomiendan hacerlo antes de las comidas o por la mañana previo al desayuno.

Son cada vez más los estudios e investigaciones clínicas que confirman los efectos positivos de OLIMINA3, el producto ideal para reducir los dolores en las articulaciones que provoca el tratamiento con inhibidores de la aromatasa en el cáncer de mama.