febrero 23, 2024

me3mobile

Noticias de actualidad

Bangardia Psicología sobre cómo mejorar la atención de las personas que sufren un TDAH

3 min read

Las dificultades para prestar atención en niños y adultos pueden estar motivadas en el trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH). Es un trastorno del neurodesarrollo que se caracteriza, principalmente, por tener en quienes lo padecen una conducta desatenta, hiperactiva o impulsiva, o una combinación de ellas. Bangardia Psicología es un centro de psicología en el barrio de Retiro, Madrid, especializado en la detección y tratamiento de este trastorno tan actual. El TDAH afecta tanto a niños como a personas adultas y en esta nota las especialistas brindan información para conocer la problemática y herramientas sobre cómo mejorar la atención.

La psicología tiene aportes para los trastornos de atención

Las dificultades para focalizar la atención pueden tener la raíz en el trastorno por déficit de atención. La terapia psicológica es la única intervención no farmacológica que se ha asociado también con beneficios estadísticamente significativos. Este tratamiento puede recomendarse cuando los síntomas son más leves y la persona no está dispuesta a medicarse o de manera complementaria a la medicación.

En este sentido, las profesionales de Bangardia Psicología señalan que es necesario favorecer el habla y la escucha atenta sobre los trastornos de atención y para eso no solo basta trabajar con el paciente, sino además con su entorno.

En lo cotidiano, hay hábitos que ayudan a no favorecer la distracción. En primer lugar, tener una organización y gestión del tiempo mediante el uso de agenda para anotar citas. Además, los objetos tendientes a perder siempre, se deben colocar en un mismo lugar y a la vista. Se pueden realizar listas de objetivos diarios a cumplir e ir tachando conforme se vayan realizando y utilizar alarmas que avisen de asuntos o tareas pendientes.

Evitar las distracciones y contener en los niños

Por otra parte, es positivo avanzar en la eliminación de objetos distractores. Por ejemplo, que el espacio dónde se pasa mayor tiempo o se trabaja sea tranquilo y lo más ordenado posible; se pueden utilizar auriculares con música relajante y no realizar más de una tarea a la vez.

En los niños, no solo se trata de trabajar con el paciente, sino que además es necesario un compromiso con su grupo familiar más cercano y el entorno. Por medio de la terapia cognitivo-conductual o la terapia de aceptación y compromiso, el niño y su entorno pondrán energías en la aceptación del trastorno, el reconocimiento de sus dificultades y la generación de mejores condiciones para superar los obstáculos que plantea.

En resumen, los trastornos por déficit de atención son frecuentes y se potenciaron después de la pandemia. Asumir sus dificultades por parte del paciente y el entorno es clave para poder superarlo. Bangardia Psicología es un centro de psicología especializado con un equipo experto en el acompañamiento del paciente y su familia, proporcionando las herramientas con resultados probados por la ciencia.