septiembre 25, 2021

me3mobile

Noticias de actualidad

La situación de los niños modelos y los riegos del sector

5 min read

Supone un gran compromiso impulsar la carrera de niñas y niños en el modelaje. No se trata solo de asumir el manejo técnico, sino también la orientación necesaria para que los pequeños y sus padres den pasos seguros hacia el éxito en este complejo mundo de las sesiones fotográficas, anuncios y pasarelas.

En Barcelona, la agencia Happy Kids Media, fundada y dirigida por el experto en producción audiovisual, Gabito Rohh, se dedica a trabajar en la moda infantil desde 2012.

El líder de la empresa hace énfasis en la importancia de desarrollar el potencial de cada niño con las precauciones necesarias y siempre bajo la tutela de un profesional, contando con la asesoría de profesionales de la fotografía, la imagen, la socialización y todas las gestiones relacionadas con el modelaje. Remarca que es importante no caer en servicios no confiables que puedan ser estafas o acompañamientos de muy mala calidad.

“Para Happy Kids Media Group lo más importante es que los niños sean ellos mismos; para eso trabajamos aspectos como la autoestima y la naturalidad de sus movimientos frente a la cámara, de esta manera se lograrán fotos que impacten”, afirma Gabito desde sus redes sociales.

Cuidar la fragilidad de los niños

El experto habla de los riesgos más comunes dentro del sector: “El trabajo con niños es muy delicado, los niños son como un papel en blanco donde todos vamos escribiendo partes de su historia, podemos ser muy constructivos, pero también podemos ser muy destructivos y crear traumas”. Gabito comenta varios casos de niños que no quieren formar parte de este mundo por experiencias negativas que han vivido con otros profesionales. “Tenemos una responsabilidad mucho mayor de la que creemos y como la tecnología es accesible para todos es muy fácil hacerse fotógrafo, pero muchos no están preparados para el trabajo con niños, que requiere mucha paciencia, experiencia, tacto y herramientas didácticas”, explica.

“Hay que darles seguridad, hay que hacerles sentir bien, hay que hacer que se lo pasen bien, pero lo más importante es hacer que crezcan como personas”. Rohh también relata los beneficios que trae a los niños trabajar en el sector: A pesar de la mala fama de la industria, no hay nada más lejos de la realidad, los niños aquí aprenden a dejar complejos y miedos, se hacen independientes y extrovertidos, algo que luego les abre muchas puertas en la vida, aprenden la disciplina de la responsabilidad, que bien llevada es muy beneficiosa”. No es el caso de todas las productoras ni fotógrafos, aclara también.

La participación de los padres es fundamental: “Hay que aprender a disfrutar con ellos de la experiencia, bajar nuestras expectativas y dejar que los profesionales hagan su trabajo, algunos padres están perdidos y le exigen a los niños como si fueran adultos y, aunque es importante que se esfuercen y logren el objetivo marcado, siempre hay que recordar que son niños”.

Riesgos específicos del sector

En el sector existen riesgos específicos de diferentes naturalezas, entre ellas está la explotación del menor, que es algo que actualmente está muy controlado, pero también hay un riesgo en el ámbito del abuso al menor. 

Existen ya varios casos de fotógrafos que han hecho mucho daño al sector realizando abusos a menores, así que el experto explica qué medidas tomar para evitar encontrarse en estas situaciones. Es importante aclarar que, en muchos casos, los padres no pueden acompañar a sus hijos porque su comportamiento no es el mismo, se sienten cohibidos o nerviosos y muchas veces la no presencia de sus tutores ayuda a que su actuación sea mejor. Sin embargo, existen técnicas para ayudar en estos casos, comenta Gabito: “En nuestros estudios, que son de puertas abiertas, aunque los padres no están en el set de rodaje a rango de visión de los niños, tenemos una sala de espera contigua donde pueden ver en una pantalla tanto lo que pasa en el set como lo que se está grabando. Esto hace que estén más tranquilos y que sean conscientes de lo que está pasando en todo momento”. Al mismo tiempo, el modelo es consciente de que están en la sala contigua, así que no está preocupado, pero tampoco presionado.

Otras recomendaciones que ofrece Gabito Rohh es nunca dejar a los hijos solos con un fotógrafo o fotógrafa, lo normal es que siempre haya otra persona presente en el set, como una estilista o una maquilladora, etc.

“Siempre, siempre, siempre, preguntar a los niños qué tal lo han pasado y que os cuenten con detalle lo que han hecho, valorar su experiencia de forma positiva y premiarla”, afirma Gabito.

Trayectoria al servicio del talento

Happy Kids Media, empresa especializada del sector dirigida por Gabito Rohh, inició su camino a través de la organización de desfiles para modelos jóvenes, destacando en eventos como Pitti Bimbo, FIMI España, Petit Style Walking, IFEMA, entre otros escenarios capaces de dar a conocer nuevos talentos.

Actualmente, decenas de marcas de moda infantil confían en la empresa para desarrollar sus campañas de medios y pasarelas y, además, garantizan máxima calidad tanto técnica, como estética en campañas, catálogos, lookbooks y productos editoriales, tanto impresos como digitales.

Por otro lado, consciente de la importancia de la preparación de los niños y jóvenes con talento para el modelaje, Gabito Rohh en conjunto con Ana Flores (revista Petit Style) y otro grupo de profesionales del sector creó el Kids Fashion Camp, una formación integral de una semana que provee el aprendizaje necesario para tener éxito en la industria de la moda.

En la página web y redes sociales de Gabito Rohh, quien es muy cercano y accesible, los interesados pueden establecer un primer contacto con este experto para participar en los procesos de selección o también para inscribir a los pequeños en la formación que ofrece la empresa.

En definitiva, el prestigio y confianza que ha ganado la empresa con su trabajo garantiza a los pequeños y a sus familias la tranquilidad de estar representados por verdaderos profesionales y ser guiados en un camino tan difícil como gratificante cuando se dan los pasos correctos.